El Salto de la Novia y su leyenda

Navajas es un pueblo con mucho encanto rodeado de un entorno privilegiado de naturaleza. Por este motivo, no es de extrañar que sea uno de los pueblos que más turistas recibe siendo todo un referente en turismo de interior en la Comunitat Valenciana.

El Salto de la Novia está situado en el río Palancia en la localidad de Navajas. Este impresionante salto se encuentra en la cascada del Brazal con una altura de 60 metros donde nace esta triste leyenda de amor.

Según la tradición del pueblo, se tenía como costumbre antes de contraer matrimonio realizar una prueba de amor bastante curiosa. Con esta prueba se pretendía comprobar si el futuro matrimonio iba a ser feliz o no.

Para poder realizar la prueba había que asistir al lugar donde se estrecha el río y bajo la atenta mirada de todo el pueblo, la novia debía realizar un salto que le permitiría abordar la otra parte del rio.

Si el salto se realizaba sin complicaciones era sinónimo de felicidad para el futuro matrimonio y demostraba con ello que la novia quería fielmente al novio. De lo contrario, se consideraba que el matrimonio era irrealizable por creer que el novio sería desgraciado y los novios rompían su compromiso.

Esta costumbre tuvo lugar hasta la llegada de dos enamorados que según cuenta la leyenda desafiaron a esta ceremonia y antes de contraer matrimonio realizaron la prueba.

Los dos jóvenes bajaron llenos de alegría para demostrar ante todos que estaban completamente enamorados. Una vez situados en el estrecho, la novia se dispuso a saltar hacia el otro lado del rio teniendo a todo el pueblo como testigo.

Es en este momento cuando cogió impulso y resbaló, cayendo y siendo envuelta por un potente remolino del que le resultó imposible salir de él. A su vez, el novio completamente enloquecido viendo a su querida envuelta por aquel remolino, sin pensarlo dos veces se tiró a intentar rescatarla sin éxito alguno, acabando los dos tragados por las aguas y encontrados al final del rio sin vida horas más tarde.

Según cuenta la leyenda, en las noches de luna llena todavía se oye el murmullo del rio con un canto dulce y triste que se lamenta de haber causado el fallecimiento de estos dos jóvenes que tanto se quisieron.

Total
0
Shares
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículo anterior

¡Maravilloso! ¡Entra y disfruta un rato con la manualidad!

Artículo siguiente

¡Oceanogràfic, un MARAVILLOSO día con los peques!